Semillas De Chía, Poderosos Beneficios Para La Salud

beneficios-de-las-semillas-de-chia

Las semillas de chía se han convertido en uno de los superalimentos más populares en la comunidad de la salud. Son fáciles de digerir cuando se preparan adecuadamente y son un ingrediente muy versátil que se añade fácilmente a las recetas. Además, los beneficios de las semillas de chía son abundantes.

Originalmente cultivadas en México, las semillas eran muy apreciadas por sus propiedades medicinales y su valor nutritivo. De hecho, incluso se utilizaron como moneda.

La semilla de chía es densa en nutrientes y tiene un poder estimulante de energía. Los guerreros aztecas comían semillas de chía para darles alta energía y resistencia. Dijeron que sólo una cucharada de chía podía mantenerlos durante 24 horas. Chia significa “fuerza” en la lengua maya, y las semillas de chía eran conocidas como “alimento de los corredores” porque los corredores y guerreros las usaban como combustible mientras corrían largas distancias o durante la batalla.

No sólo eso, sino que investigaciones recientes han encontrado que los beneficios de las semillas de chía son aún mayores de lo que pensábamos. Los beneficios de las semillas de chía incluyen la promoción de una piel saludable, la reducción de los signos de envejecimiento, el apoyo al corazón y el sistema digestivo, la construcción de huesos y músculos más fuertes, y más. Incluso han sido vinculados a ayudar a revertir la diabetes. Continúe leyendo para conocer los posibles efectos secundarios, las instrucciones de preparación y una lista completa de los beneficios y nutrientes de las semillas de chía.

 

Perfil Nutricional de las Semillas de Chia

La razón por la que las semillas de chía son tan beneficiosas se debe a que son ricas en fibra, grasas omega-3, proteínas, vitaminas y minerales.

Por ejemplo, una onza (28 gramos) de semillas de chía contienen aproximadamente:

137 calorías
12.3 gramos de carbohidratos
4,4 gramos de proteína
8.6 gramos de grasa
10.6 gramos de fibra
0.6 miligramos de manganeso (30 por ciento DV)
265 miligramos de fósforo (27 por ciento DV)
177 miligramos de calcio (18 por ciento DV)
1 miligramo de zinc (7 por ciento DV)
0.1 miligramos de cobre (3 por ciento DV)
44.8 miligramos de potasio (1 por ciento DV)

Las semillas de chía también contienen ácidos grasos esenciales alfa-linolénico y ácido linoleico; mucina; vitaminas A, B, E y D del estroncio; y minerales, incluyendo azufre, hierro, yodo, magnesio, manganeso, niacina y tiamina; y son una fuente rica de antioxidantes.

Mira en los seguido los poderosos beneficios de las semillas de chía que seguro no sabias.

Beneficios de las semillas de chía

Siendo rico en tantos nutrientes clave, la investigación ha descubierto que comer regularmente semillas de chía puede mejorar su salud de numerosas maneras. Algunos de los principales beneficios de las semillas de chía son:

1. Piel y Envejecimiento

Investigadores de México descubrieron que las semillas de chía tenían una concentración fenólica natural total (antioxidantes) casi dos veces mayor que la reportada anteriormente, y se demostró que la actividad antioxidante detenía hasta el 70 por ciento de la actividad de los radicales libres.

Esta investigación prueba uno de los beneficios de las semillas de chía como un alimento rico en antioxidante. El poder antioxidante acelera los sistemas de reparación de la piel y previenen daños posteriores. Tomar semillas de chía puede prevenir el envejecimiento prematuro de la piel debido a la inflamación y al daño de los radicales libres.

 

2. Salud Digestiva

La chía es súper alta en fibra, proporcionando casi 11 gramos por onza. Una porción puede proporcionar la ingesta de fibra recomendada para el día, según la American Dietetic Association.

La fibra es esencial para que su cuerpo pueda equilibrar los niveles de insulina. De acuerdo con los Institutos Nacionales de Salud, las semillas como el lino y la chía pueden ser un equilibrador natural del azúcar en la sangre debido a su alto contenido de fibra y grasas saludables.

Al ser altas en fibra dietética, las semillas de chía benefician la regularidad intestinal y la salud de las heces. El rico contenido de fibra en las semillas de chía también ayuda a las personas a sentirse más llenas más rápido porque absorbe una cantidad considerable de agua e inmediatamente se expande en el estómago cuando se come. Esto puede explicar por qué los estudios clínicos han demostrado que la chía reduce el hambre y suprime el apetito, lo que también puede conducir a la pérdida de peso.

También otro de los beneficios de las semillas de chía es cuando se consume, esta se crean una sustancia parecida a la gelatina en el estómago. Esta acción gelificante se debe a la fibra soluble de las semillas de chía, y puede funcionar como un prebiótico que favorece el crecimiento de probióticos en el intestino.

3. Salud del corazón

La capacidad de las semillas de chía para revertir la inflamación, regular el colesterol y bajar la presión arterial hace que sea extremadamente beneficioso consumir para la salud del corazón. Además, al revertir el estrés oxidativo, es menos probable que alguien desarrolle aterosclerosis cuando consume regularmente semillas de chía.

En pocas palabras, según una investigación de Massachusetts:

Los estudios disponibles en humanos y no humanos muestran una posible eficacia para las alergias, la angina, la mejora del rendimiento atlético, el cáncer, la cardiopatía coronaria (CHD), el ataque cardíaco, los trastornos hormonales/endocrinos, la hiperlipidemia, la hipertensión, el accidente cerebrovascular y la vasodilatación. Alguna evidencia también sugiere posibles efectos anticoagulantes, antioxidantes y antivirales de la Salvia hispanica.

Las semillas de chía son ricas en ácido linoleico, un ácido graso que ayuda al cuerpo a absorber las vitaminas liposolubles A, D, E y K. Para una semilla tan pequeña, la chía es bastante alta en grasas saludables, con más omega-3 que el salmón. Los omega-3 protegen el corazón al reducir la presión arterial, el colesterol malo y la inflamación.

4. Ayude a tratar la diabetes

Debido a que las semillas de chía son ricas en ácido alfa-linolénico y fibra, investigadores de la Universidad del Litoral en Argentina se propusieron determinar cómo las semillas de chía pueden ayudar a prevenir trastornos metabólicos como la dislipidemia (exceso de grasa en la sangre) y la resistencia a la insulina, que son dos factores en el desarrollo de la diabetes. Publicada en el British Journal of Nutrition, esta investigación es extremadamente fascinante porque estos científicos realizaron dos estudios al mismo tiempo y descubrieron algunos datos profundos:

 

La primera prueba evaluó cómo las ratas de Wistar respondieron a tres semanas de una dieta rica en sacarosa (SRD, por sus siglas en inglés) en la que las semillas de chía constituían la principal fuente dietética de grasas.
La segunda prueba tomó ratas sanas y las alimentó con un SRD durante tres meses, por lo que desarrollaron dislipidemia y resistencia a la insulina. Luego, alimentaron a estas ratas recién enfermas con semillas de SRD + chia durante dos meses adicionales.

Los resultados fueron asombrosos:

Durante el primer examen, el consumo de semillas de chía evitó por completo la aparición de dislipidemia y resistencia a la insulina. De hecho, los niveles de sangre en estas ratas no cambiaron en absoluto a pesar de tener el 65 por ciento de sus dietas compuestas de azúcar durante tres semanas!

Durante el segundo examen, después de que las ratas dislipidémicas y diabéticas fueron alimentadas con semillas de chía + SRD durante dos meses, se recuperaron completamente de sus condiciones. Los investigadores también descubrieron que la adición dietética de semillas de chía también redujo el tejido adiposo visceral, un tejido de “grasa abdominal” que afecta el metabolismo del cuerpo y es un componente de la obesidad.

En pocas palabras, se demostró que las semillas de chía detienen la diabetes y la revierten, añadiéndola a la lista de beneficios de las semillas de chía.

 

5. Aumente su energía y metabolismo

Un estudio publicado en el Journal of Strength and Conditioning concluyó que el consumo de semillas de chía mejoraba el rendimiento en el ejercicio para entrenamientos que duraban 90 minutos de la misma manera que lo haría una bebida deportiva cargada de azúcar, pero sin todo el azúcar insalubre.

En el estudio, la mitad de los atletas bebían 100 por ciento de Gatorade, mientras que los otros consumían mitad de Gatorade y mitad de chia. Los tiempos de los corredores fueron igualados y el grupo de media-chia consumió mucho menos azúcar.

Al añadir una porción de semillas de chía al día, usted puede ayudar a estimular su metabolismo y quemar la grasa del vientre también. Los estudios demuestran que la adición de semillas de chía a su dieta también reduce el tejido adiposo visceral, un tejido de “grasa abdominal” que afecta el metabolismo del cuerpo y es un componente de la obesidad.

 

6. Huesos más fuertes

Sólo una onza de semillas de chía contiene alrededor del 18 por ciento de la cantidad diaria recomendada de calcio. El calcio es fundamental para la salud ósea y ayuda a mantener la fuerza y la masa ósea.

La chía también contiene boro, que es otro nutriente esencial para la salud de los huesos. El boro ayuda a metabolizar el calcio, magnesio, manganeso y fósforo para el crecimiento saludable de huesos y músculos.

 

7. Fortalecer los músculos y bajar de peso

Las semillas de chía también se encuentran entre las principales fuentes de proteínas de origen vegetal. Esta es otra razón por la que esta súper semilla es muy buena para consumir por aquellos que tratan de poner en el músculo magro, quemar grasa y equilibrar los niveles de azúcar en la sangre.

Las semillas de chía contienen un poderoso antioxidante que ayuda a reemplazar algunos de los nutrientes que se pierden al hacer ejercicio. Son ricos en minerales esenciales como calcio, fósforo, magnesio, manganeso, cobre, zinc, hierro y niacina.

Una de las características que hacen que las semillas de chía sean tan únicas es que pueden absorber hasta 10 veces su propio peso en agua. Debido a esto, las semillas de chía pueden prolongar la hidratación y mejorar la absorción de nutrientes de los electrolitos. Esto también retarda la digestión y mantiene la sensación de saciedad por más tiempo, reduciendo los antojos de azúcar.

Debido a que las semillas de chía también son altas en zinc, ayudan a su cuerpo a aumentar la leptina. La leptina es una hormona clave que regula el apetito, cómo su cuerpo gasta energía y regula sus niveles de energía. También mejora la resistencia y la resistencia, lo que convierte a la chía en una gran fuente de nutrición si desea ponerse en forma.

 

8. Combatir el cáncer de mama y de cuello uterino

Las semillas de chía son ricas en ácido alfa lipoico (o ALA), que es un ácido graso omega-3. En 2013, el Journal of Molecular Biochemistry encontró que el ALA limitaba el crecimiento de células cancerosas tanto en cánceres de mama como de cuello uterino.

Los investigadores también encontraron que causaba la muerte celular de las células cancerosas sin dañar las células sanas normales. Aunque todavía se necesita más investigación para averiguar las implicaciones más profundas del ALA en otros tipos de cáncer, este es un gran descubrimiento para las mujeres que luchan con estos tipos de cáncer cada vez más comunes.

Por lo tanto, las semillas de chía son alimentos que combaten el cáncer, otro de los beneficios asombrosos de las semillas de chía que usted puede obtener cuando las consume.

 

9. Salud Dental

Con las semillas de chía llenas de calcio, fósforo, vitamina A y zinc, no es de extrañar que sean un alimento de primera calidad para ayudar a los dientes. El calcio es el componente básico de sus dientes y es necesario para la salud dental.

El zinc previene el sarro al evitar que la placa se mineralice en los dientes y tiene un efecto antibacteriano que mantiene alejados a los gérmenes del mal aliento.

 

10. Apoye un cerebro sano

Los ácidos grasos esenciales como el ALA en las semillas de chía son necesarios para consumir en la dieta, ya que el cuerpo no los produce por sí solo. El consumo de semillas de chía es parte de una dieta para la salud mental y puede ayudar a mantener niveles adecuados de neurotransmisores en el cerebro (como la serotonina y la dopamina) y suministrar más energía a las células cerebrales.

Ya sabes todos los poderosos beneficios de las semillas de chía, solo resta que comiences a consumirla lo antes posible.

Referencia: https: // draxe. com/ chia-seeds-benefits-side-effects

mira el siguiente video

Plant Salud
Sígueme

Plant Salud

¡Hola! ¿como están? Espero que bien, mi nombre es María Eugenia Tovar, soy la escritora de este Blog. Por fin puedo compartir con muchas personas los efectivos remedios caseros enseñados por mis padres, sus poderosas recetas caseras han pasado de generación en generación y quisiera compartir con ustedes mis conocimientos para que pueden aliviar muchas problemas comunes en un tiempo muy corto. He usado toda mi vida la medicina tradicional obteniendo excelentes resultados. ¡Espero aprovechen cada uno de los remedios que les presento!
Plant Salud
Sígueme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *